CAN: Canadá presentará en abril proyecto de legalización de la marihuana

Perú 21

La compra y el consumo de marihuana estaría reservados para los mayores de edad y cada persona podrá poseer un máximo 30 gramos de cannabis en espacios públicos.

El gobierno del primer ministro Justin Trudeau presentará este 10 de abril el proyecto para legalizar en Canadá la marihuana con fines recreativos, informó el lunes un portavoz oficial.

“Nuestro objetivo siempre fue presentar el proyecto de ley esta primavera”, dijo Cameron Ahmad, portavoz del primer ministro.

Por su parte la cadena CBC informó que, de acuerdo con una fuente anónima del del primer ministro, se espera que el proyecto entre en vigor el 1 de julio del 2018. Sin embargo, el portavoz aún no ha confirmado esa información adelantada por los medios.

Las nuevas normas estarán basadas en recomendaciones de un comité de expertos nombrado por el gobierno federal, según la CBC. El gobierno federal podría ser el que fije las normas sanitarias, mientras que las provincias tendrían la responsabilidad de establecer las redes de distribución para supervisar la venta del cannabis.

[Conoce a Justin Trudeau, el ministro sexy que causa sensación en Internet]

La compra y el consumo de marihuana estarían reservados para los mayores de edad (18 y 19 años según la provincia) y cada persona podrá poseer máximo 30 gramos de cannabis en espacios públicos.

Los consumidores también podrían tener el derecho al autocultivo de hasta cuatro plantas de cannabis. Varias tiendas de marihuana han abierto en diversas ciudades para formar parte de este potencial mercado, pero han sido cerradas después por las autoridades.

Asimismo, el gobierno recordó que las leyes actuales deberán ser respetadas hasta la entrada en vigor de la nueva reglamentación. “Mientras no tengamos un marco legal para controlar y regular la marihuana, las leyes actuales se seguirán aplicando”, indicó Trudeau.

http://peru21.pe/mundo/canada-presentara-abril-proyecto-legalizacion-marihuana-2275528

PER: Policías incautan mil 600 plantones de marihuana en Pisco

Diario Correo

Los plantones fueron llevados y puestos disposición de la sección Antidrogas Pisco para los fines pertinentes. Los agentes hacen las averiguaciones para dar con los responsables del ilícito.

A la altura del km 88 de la vía Los Libertadores, a 15 kilómetros de la carretera Pámpano – Ticrapo, personal de la Sección Antidrogas (SEANDRO) de Pisco descubrió e incautó 1,616 plantones de marihuana (Cannabis sativa).

Tras acciones previas de inteligencia, se puso en ejecución el operativo policial antidrogas destinado a la erradicación de plantaciones de sembríos de marihuana que eran cultivadas por personas dedicas al tráfico ilícito de drogas (TID) en la quebrada Pauca del distrito de Huáncano – Pisco.

Luego de una caminata de 4 horas aproximadamente, los agentes lograron divisar la existencia de un terreno agrícola de una hectárea que tenía como sembrío plantaciones de marihuana.

 Los integrantes de la Policía Nacional del perú procedieron al conteo y encontraron un total de 1,616 plantaciones con una altura de 80 centímetros.

Inmediatamente, vía telefónica, se comunicó lo hallado al fiscal penal de turno Dr. Neil Cayampi Tanqui, de la Primera Fiscalía Provincial Penal corporativa de Pisco, quien dispuso que se proceda a la erradicación y traslado de dichos plantones hasta la División Policial de Pisco para las diligencias e investigaciones correspondientes.

Los plantones fueron llevados y puestos disposición de la sección Antidrogas Pisco para los fines pertinentes. Los agentes hacen las averiguaciones para dar con los responsables del ilícito.

En el operativo no se registró incidente alguno con el personal policial, respecto a la integridad del personal interviniente.

http://diariocorreo.pe/edicion/ica/policias-incautan-mil-600-plantones-de-marihuana-en-pisco-739696/

ECU: Ni multa ni cárcel: trabajo comunitario

El Comercio

No cometieron un delito mayor o una falta grave, pero irrespetaron las normativas de convivencia en la ciudad, o la Ley, y recibieron una sanción. Pagaron una multa o una condena no con dinero ni con días tras las rejas, sino con el sudor de su frente: se acogieron al trabajo comunitario. Limpiar un poste, arreglar un juego dañado, recoger la basura de un parque o limpiar un grafiti de un muro son las formas más frecuentes mediante las cuales una persona que fue hallada culpable de una falta puede resarcir su mal. 
Con escoba en mano, se puede encontrar a Juan, de 19 años, quien fue pillado bebiendo en su automóvil en el sur luego de salir de clases; y a Andrés, sorprendido mientras grafiteaba una pared junto a sus amigos en Calderón. Y a Alberto, culpable de estafa, pero también a Luis, quien por descuido chocó a un auto al irrespetar una señal y le causó heridas menores al otro conductor. 
Tanto las ordenanzas municipales como el Código Orgánico Integral Penal contemplan la figura de trabajo comunitario. Es decir, puede beneficiar tanto a quien comete una infracción (en lugar de pagar la multa), como a quien es hallado culpable de un delito menor (en lugar de ir a prisión). En el primer caso es el comisario de Aseo, Salud y Ambiente del Municipio el encargado de permitir esa alternativa; en el segundo es un juez .
Según la Agencia de Control, en el 2016, 147 personas prefirieron esa opción. 
 La semana pasada cuatro personas terminaron sus servicios en Calderón. A la administración Eloy Alfaro llegan en promedio unas tres personas semanales a realizar ese tipo de labores, generalmente jóvenes libadores. Sebastián Cornejo, asesor de la Agencia Metropolitana de Control, explica que hay tres ordenanzas que brindan esa alternativa. Una de ellas es la 332, que habla sobre la disposición de residuos sólidos, pero a diferencia de las otras, condiciona esa figura únicamente para aquellas personas que no disponen de los recursos para hacer el pago . Si tiene trabajo o bienes, debe cancelar. 
 Cornejo explica que esta normativa habla de un rango de cuatro horas de labor comunitaria, pero no detalla las actividades que debería realizar el infractor. Usualmente, se le asignan trabajos que mejoren el ornato de Quito. 
En cambio, la ordenanza 201 que habla sobre convivencia ciudadana, especifica que cualquier persona (sin importar si dispone o no de recursos) puede optar por el trabajo voluntario. Pero esta normativa tiene un vacío legal, ya que no determina un rango de aplicación de horas. El tiempo de trabajo comunitario lo determina el comisario según su criterio. 
Cornejo asegura que justamente se ha planeado presentar una propuesta de instructivo para que se tome en consideración como anexo a la ordenanza y se determine los horarios de trabajo y los lugares. 
 La Ordenanza 282 que regula aceras, fachadas, cerramientos, arbolado público y publicidad electoral sí tiene una disposición clara en la que se determina un cálculo específico; se compensa USD 10 por cada hora de trabajo.
 ¿Cómo es el cumplimiento? José, de 23 años, fue sorprendido libando junto a sus amigos en Solanda. Luego de ser notificado, se puso a órdenes del comisario de aseo quien fijó los espacios donde José deberá limpiar la publicidad de los postes. El joven debió firmar un acta de compromiso y deberá ingresar un archivo fotográfico de su trabajo. Finalmente el inspector recorrerá la zona y se asegurará de que el trabajo fue realizado.
Según David Guadalima, comisario de aseo de la zona Eugenio Espejo, los infractores tienen 30 días luego de que se le notifica con el auto de inicio, para solicitar la medida.
 Hacer trabajo comunitario en lugar de ir a la cárcel es también una opción. Víctor Romero, juez de la Unidad Judicial de Tránsito de Pichincha, explica que el trabajo comunitario es una suspensión condicional de la pena que se aplica para delitos que no superan los cinco años de cárcel, que no sean contra el interés del Estado ni delitos sexuales, o violencia familiar. Tampoco debe ser reincidente. Dependiendo de la pena,puede realizarse entre 180 y 240 horas de trabajo.
La judicatura coordina con la Unidad de Parques y Jardines del Municipio para el trabajo en espacios verdes y para verificar el cumplimiento de la sanción. Pero además contempla otro tipo de labores. 
 Romero explica que en uno de sus casos, una doctora tuvo un accidente de tránsito y fue condenada a seis meses de cárcel, pero optó por esa figura y fue enviada al Hospital Baca Ortiz, donde debió hacer cirugías por seis meses. Pedro, en cambio, debió ir al Hospital del Padre Carollo a hacer trabajos en radiología, su especialización. Esa casa de salud es uno de los lugares donde los sentenciados por un juez pueden ayudar a la comunidad. En Contexto
 La Fundación Tierra Nueva es una de las entidades que acoge a quienes desean hacer trabajo comunitario. Marcela Cruz, directiva, explica que se les asigna tareas como ayudar en el centro de jóvenes, trabajos de limpieza, de jardinería…

Este contenido ha sido publicado originalmente por Diario EL COMERCIO en la siguiente dirección:http://www.elcomercio.com/actualidad/multa-carcel-comunitario.html. Si está pensando en hacer uso del mismo, por favor, cite la fuente y haga un enlace hacia la nota original de donde usted ha tomado este contenido. ElComercio.com

COL: DEA y Policía recapturan al ‘Hombre del Overol’, reconocido ‘narco’ del norte del Valle

El Espectador

En una finca lujosa se ocultaba el hombre de confianza de los hermanos Rodríguez Orejuela. Según los investigadores trató de manejar un bajo perfil para no llamar la atención de las autoridades.

En un operativo entre agentes de la DEA y la Policía fue detenido Orlando Sánchez Cristancho, alias el hombre del overol, quien se escondía en una finca lujosa del municipio de Facatativá, Cundinamarca. De acuerdo con los investigadores, el antiguo ‘hombre de confianza’ de los hermanos Rodríguez Orejuela trataba de pasar desapercibido con el fin de no ser detenido por las autoridades.

‘El hombre del overol’ hace cerca de 20 años se entregó a la Justicia de Estados Unidos, en donde pagó una condena, por delitos relacionados con narcotráfico y colaboró con información sobre los carteles mexicanos y colombianos.

Sin embargo, al regresar al país continuó con sus actividades ilícitas por lo que el Director de la Policía, general Jorge Nieto, creó un grupo especializado en la Dirección de Investigación Criminal, Dijín con el objetivo de rastrear sus movimientos. De acuerdo con las pesquisas, los agentes pudieron detectar que “el hombre del overol’ comenzó a realizar fraudes bancarios y lavado de activos, por lo que fue expedida una nueva orden de detención en su contra.

Sánchez Cristancho se le indilgó por parte del extinto Departamento Administrativo de Seguridad (DAS) el asesinato de Elizabeth Montoya de Sarria, alias la Monita Retrechera, por el cual habría pagado una millonaria suma de dinero, tras la deuda de US$11 millones que tenía con Elizabeth Montoya.

El 15 de junio de 2001 el Hombre del Overol fue condenado en la Florida, por lavado de activos, con una pena de 63 meses de prisión y 3 años de libertad bajo fianza, los cuales ya cumplió en dicho país.

http://www.elespectador.com/noticias/judicial/dea-y-policia-recapturan-al-hombre-del-overol-reconocido-narco-del-norte-del-valle-articulo-686460

BOL: Más del 90% de chicos de Cenvicruz dejan el delito

El Deber

La adolescente de 14 años, acusada en el crimen de Ronny Perrogón (18), es procesada en Cenvicruz. Su caso desvela el abandono y la violencia. Según la Gobernación, hay 700 menores en riesgo social.

Afuera, papá se había ido hace más de una década. Mamá estaba sin estar, porque salía a atender a otra familia para ganarse la vida. Así que ella, la mayor, bajita, de 14 años, era lo más cercano a una figura de autoridad en su hogar de tres hermanos. Mamá sabía de Michel Durán, su cortejo, hombre de 20 años, grande, celoso, con el que ella tenía más de un año de historia adulta. En la escuela también lo notaron. Estupro, abuso y negligencia, sugiere la ley 548. Nadie que vio quiso hacer algo hasta que el 14 de marzo, cuando ella fue a una cita con Ronny Perrogón —otra pareja, cuatro años mayor, luchador profesional— y lo mató.  

Contado por su madre y por una profesora, esa era la vida de la más nueva de las 14 internas del Centro Nueva Vida Santa Cruz Mujeres (Cenvicruz), uno de los cuatro centros de justicia penal juvenil de la Gobernación cruceña, cuyo fin es reinsertar adolescentes de 14 a 17 años. 

Cuando se pregunta por esta menor, Roberto Sandóval, director de Cenvicruz, reflexiona dos cosas: primero, parece evidente que hubo abandono mucho antes del crimen y nadie reaccionó; segundo, la experiencia de Cenvicruz dice que no todo se pierde con el menor infractor, que con terapia y educación menos del 10% de los 837 adolescentes que pasaron por el régimen de reinserción (2010-2017) han reincidido en el delito. Entonces, el problema es el abandono llano. Y las medidas educativas de la justicia penal pueden ayudar.

Edgar Cuéllar, de Políticas Sociales de la Gobernación, refuerza la idea: al año se necesitan unos Bs 26 millones para medio centenar de centros de acogida con cientos de niños y adolescentes en riesgo social, que no se atiende hasta que cambian su desprotección por algún delito.

El método
La nueva en Cenvicruz Mujeres ya sabe que debe levantarse cada día a las 6:00. Que vendrá una educadora para eso. Que deberá estar duchada y con su habitación hecha hasta las 7:00. Que hará media hora de ejercicio, siempre bajo supervisión. Que prepararán su desayuno y desayunarán entre 8:00 y 8:30. Que estudiará en aulas hasta el mediodía. Que a las 12:00 preparará su almuerzo y comerá. Que tendrá descanso hasta las 14:00. Que luego tendrá un taller técnico en manualidades, cocina o arreglos de belleza. Que antes de las 19:00, volverá a hacer ejercicios para luego preparar la cena y comer. Que a las 22:00 debe dormirse. Todo con una guía. 

Así funciona todo con Rosa Ferrufino, directora de esta casona de varios ambientes, donde trabajan pedagogas, sicólogas, doctoras, unas 10 profesionales y donde hay dos turnos de guardias, más dos policías.
Pasa algo similar en los centros de El Torno y Fortaleza; no hay misterio, la guía, la asistencia y la repetición ordenada del método educativo es todo. Los nuevos, generalmente detenidos preventivos, son evaluados por sicólogos, se les asigna una rutina y una terapia. Una vez reciben sentencia, cada adolescente debe cumplir metas, mostrar mejoras de conducta. Dependiendo de los resultados, la sentencia se revisará.

Mario Mazzoleni, director de Fortaleza, delegado por la Gobernación a la Iglesia católica, tiene una teoría probada: este régimen funciona porque los adolescentes infractores aún son pocos y, por lo general, si infringen la ley, es por falta de guía. Como están en formación, pueden cambiar. “¿Qué queremos como sociedad, vengarnos de jóvenes a los que abandonamos, castigar sin rehabilitar, o queremos rescatar?”, plantea Mazzoleni, que aplica un régimen similar desde 2004 con unos 1.118 jóvenes. Menos del 10% de los reinsertados de Fortaleza reincidió. Para él, aún una adolescente acusada de matar es digna de reinserción, que pudo ser manipulada por sus mayores.

Cada año, la Gobernación destina Bs 12 millones en la manutención, asistencia sicológica y siquiátrica, servicios
educativos y alimentación de los internos de los cuatro centros de Cenvicruz: el de El Torno, en Espejos, que tiene a 141 internos varones, recibe a los de 16 y 17 años; Fortaleza, que funciona en la Virgen de Luján y sexto anillo y que tiene 39 internos, desde 14 años para arriba; el Centro de Orientación, donde no hay privación de libertad pero sí medidas educativas y asisten a diario 180 adolescentes; y Cenvicruz Mujeres.

Adentro, las educadoras están sobre ella. Y la nueva integrante se adapta. Sandóval habla de diagnósticos ‘clínicos’ adelantados. Una cadena de TV no duda en llamar ‘sicópata’ a la adolescente. Una sicóloga también se aventuró. Hay más prejuicios que voluntad 

Ven unos 700 menores con riesgo social
 El secretario de Seguridad Ciudadana, Enrique Bruno, señala que detrás de delitos como el del caso Perrogón, donde una adolescente y dos jóvenes adultos están involucrados, casi siempre hay falta de condiciones de vida digna y una niñez y adolescencia en riesgo social. Édgar Cuéllar, responsable del Proyecto Integral de Niños en Situación de Calle, de la Gobernación, lo corrobora y de hecho señala que hay 500 niños y adolescentes con algún grado de riesgo social (sea por abandono parcial o problemas familiares) y hay unos 200 más en grave riesgo social (que han roto con sus familias y viven en la calle).  
El Viceministerio de Seguridad Ciudadana, en un diagnóstico (2014) llamado Niñas, niños y adolescentes en situación de calle entre la violencia y la invisibilidad, apunta el abandono de menores como factor de descomposición que influye en la inseguridad.

http://www.eldeber.com.bo/santacruz/Mas-del-90-de-chicos-de-Cenvicruz-dejan-el-delito—20170326-0029.html